24.11.07

A volar!

Hoy armé flor de quilombo. Fui a almorzar (15 hs) con mi amiga Carla a Campo Bravo en las Cañitas, el día estaba hermoso y se prestaba para sentarse afuera al solcito. De repente empecé a joder tirándole casi un pan entero a las palomas y ver cómo entre dos de ellas se disputaban el alimento. Pero de repente la esquina de Arévalo y Baez se tranformó en un palomar. No se sabía si estábamos en Plaza de Mayo o en las Cañitas. Fue tremendo, no sé quién les avisa, cómo lo divisan, si tienen vista de lince o son atraídas por el olfato, vinieron como 45! Además son horribles pobres!! Hacen esos sonidos espantosos y yo sinceramente les tengo un poco de miedo. No me gustan! Incluso Carla que estaba hablando por celular (por eso yo me aburrí y empecé con este tema), tuvo que suspender su comunicación para putearme!
Y hablando de paloma, un breve homenaje a Andrés Calamaro y mi tema preferido a 16 días de volver a emocionarme con él...

2 comentarios:

Jack dijo...

y eso que está lleno de "gatos" por ahí...

Rayu dijo...

odio a las palomas como a los mimos y los payasos...